Invisalign para corregir la mordida abierta

David Carralero David Carralero 15 enero, 2019
corregir la mordida abierta
También puedes escuchar este artículo desde nuestro podcast

Corregir la mordida abierta es uno de los tratamientos más frecuentes en ortodoncia. Se trata de una maloclusión muy común, que va mucho más allá de una cuestión meramente estética, ya que si no se corrige puede provocar algunos problemas de salud.

¿Qué es la mordida abierta?

La mordida abierta se produce cuando los dientes superiores y los inferiores no contactan. Es decir, que al cerrar la boca queda un hueco entre ellos. Hay dos tipos:

  • Anterior: los dientes delanteros o frontales superiores no coinciden con los inferiores al morder. Es la más habitual.
  • Posterior: en este caso, son las piezas posteriores las que no entran en contacto.

¿Por qué se produce la mordida abierta?

En algunos casos puede existir un factor genético o algún problema en la erupción de las piezas dentales. Uno de los factores decisivos, en la aparición de la mordida abierta, son algunos malos hábitos muy comunes:

  • Succión del pulgar en los primeros años de vida.
  • Uso demasiado prolongado del chupete.
  • Respirar por la boca.
  • Empujar con la lengua los dientes.

Consecuencias de la mordida abierta

Hay pacientes que llegan a nuestra consulta preocupados por la imagen, porque esa separación de los dientes resulta poco estética. Sin embargo, corregir la mordida abierta es esencial porque puede llegar a afectar, no solo a acciones habituales, sino también a la salud:

  • La mordida abierta puede provocar alteraciones en el habla y dificultades para vocalizar.
  • También podría generar dificultades para comer y para masticar, lo que puede afectar al aparato digestivo.
  • Puede causar algunos problemas respiratorios.
  • En casos más graves una mordida abierta acabará afectando a la articulación de la mandíbula.

¿Qué tratamientos hay para corregir la mordida abierta?

El tratamiento más común para corregir la mordida abierta es la ortodoncia. Y es importante someterse a él lo antes posible. En el caso de los niños, el problema se corrige con más facilidad, ya que están en periodo de desarrollo y se puede ir “dirigiendo” el crecimiento de la mandíbula. Para ello se usan expansores en el paladar.

Cuando se trata de adultos la solución pasa por los tradicionales brackets (visibles o invisibles) o por alineadores transparentes. Solo en casos muy severos es necesario realizar cirugía para corregir una mordida abierta.

Tratamiento con Invisalign

En el caso de los adultos, una de las cuestiones que más suele preocupar antes de iniciar un tratamiento de ortodoncia es la estética. A veces responde a una cuestión personal; otras muchas es porque deben dar una buena imagen a nivel laboral. En esos casos, lo común es que rechacen los tratamientos tradicionales con brackets.

Invisalign es la alternativa. El tratamiento se realiza con unos alineadores trasparentes que pasan completamente desapercibidos. Además de ello, son cómodos, ya que se quitan para comer. Y este es un aspecto que además facilita la higiene dental.

Por otra parte, estos alineadores son especialmente eficaces en casos de mordida abierta causada por una forma inadecuada de deglutir los alimentos, es decir, cuando al comer o tragar saliva se realiza una presión excesiva sobre los dientes. En este caso, Invisalign corrige la mordida y también la posición de la lengua.

Pero nada como conocer la experiencia de personas que se han sometido a un tratamiento de ortodoncia con Invisalign. Eva Guerrero, una de las pacientes de Clínica Dental Carralero se mostraba encantada tanto con el tratamiento como con los resultados.

Si este también es tu problema y quieres corregir la mordida abierta, consigue cita en nuestra clínica dental en Xàtiva. Te atenderán los mejores profesionales.