Baby-Led Weaning: cómo disminuir la probabilidad de que tus hijos necesiten ortodoncia

David Carralero David Carralero 8 diciembre, 2020
Baby-Led Weaning

Los hábitos alimenticios influyen notablemente en la salud oral, es algo de sobra conocido. Y así sucede también con la nueva tendencia en alimentación para los pequeños: el Baby-Led Weaning o BLP. Este es un modo de alimentación en el que se estimula a los niños a que coman trozos de alimentos y a que lo hagan con las manos desde muy pequeños.

Hay quien lo llama “alimentación salvaje”, pero lo cierto es que es un hábito muy beneficioso para los bebés en muchos sentidos, tanto a nivel de desarrollo motor y cognitivo como de autonomía. Y en odontología, lo más significativo es que promueve un correcto desarrollo dentario, pues la masticación temprana ayuda al crecimiento adecuado de la mandíbula y al desarrollo de los músculos de la boca.

Cómo trabaja el Baby-Led Weaning

Es natural que los bebés se alimenten a bases de papillas al inicio de la alimentación complementaria. Sin embargo, hoy en día, lo habitual es que muchos sigan comiendo solo purés hasta los tres años o incluso más. Esto supone que la boca no trabaje como debería para alcanzar un buen desarrollo y pueda terminar dando algunos problemas.

El Baby-Led Weaning propone ofrecer a los niños trozos de alimentos, que ellos tengan que cortar con los dientes y masticar. De esta manera, la “gimnasia” que realiza la boca es mayor. Dos son los grandes beneficios:

  • El esfuerzo que tiene que realizar la mandíbula para partir, morder y masticar hace que se estimule el correcto crecimiento del arco dentario y los maxilares. ¿Qué significa? Que el riesgo de apiñamiento dental disminuye.
  • Se estimula al niño a utilizar los dos lados de la boca al masticar. Para que la boca crezca de manera armónica y adecuada los estímulos deben ser simétricos. Al ofrecerle trozos de alimentos y ser mayor el esfuerzo masticatorio, es más fácil que el pequeño use ambos lados.

¿Ayuda el Baby-Led Weaning a evitar la ortodoncia?

En muy pocos aspectos se puede hablar de verdad absoluta. Lo cierto es que, en muchas ocasiones, sí puede ayudar a evitar la ortodoncia. Muchas maloclusiones o problemas de apiñamiento dental que de mayores requerirán tratamiento de ortodoncia se pueden prevenir con unos hábitos adecuados desde muy pequeños. Aunque, evidentemente, según el caso, los niños pueden desarrollar problemas dentales o malformaciones de origen genético que son difíciles de evitar.

Animar a los niños a que mastiquen a edades tempranas, a que empleen sus dientes y sus muelas para la función que tienen es un gran apoyo para el correcto crecimiento de su sistema masticatorio. Y este es un factor decisivo para que los dientes tengan el espacio que necesitan para crecer en la posición correcta y, después, no necesitar el tratamiento de ortodoncia.

Por supuesto, el Baby-Led Weaning es una elección muy personal. Además, es importante, por la seguridad de los niños, que se realice bajo la guía y consejo de especialistas para saber qué tipos de alimentos, según su dureza, se puede ofrecer a los más pequeños en cada momento.

Si se realiza correctamente, se estará favoreciendo el correcto desarrollo de los niños a muchos niveles, también en lo que a salud oral se refiere. Y de mayores, los beneficios serán evidentes.

En Carralero Clínica Dental Avanzada somos especialistas en ortodoncia, pero también trabajamos en la prevención. Por eso, contamos con un magnífico servicio de odontopediatría en el que los mejores profesionales te darán esos consejos que necesitas para ayudar a tus hijos a que desarrollen correctamente su boca.

Y ellos estarán encantados de visitarnos. En nuestra clínica dental en Xàtiva tienen un espacio diseñado especialmente para ellos, un Club Secreto en el que les esperan un montón de sorpresas y una mascota muy especial que les enseñará a cuidar su boca. Pide ahora tu cita.

Lo mejor para conocernos es visitarnos

Pide tu cita ahora

Pedir cita